Mexicano transforma sargazo en tabiques

Mexicano transforma sargazo en tabiques

Archdaily | Mónica Arellano –  De manera periódica, hemos sido testigos de cómo las costas de las costas en Quintana Roo han sufrido fuertes plagas de sargazo lo cual representa un problema importante para los habitantes locales quienes año con año se han dedicado a limpiar las playas exhaustivamente durante la temporada de abril-agosto. Diversos medios han comentado que la causa del sargazo es aún desconocida sin embargo, algunas teorías lo relacionan al cambio climático y a los cambios del Océano Atlántico. Actualmente, la Organización No Gubernamental, Red de Monitoreo del Sargazo de Quintana Roo, realiza un monitoreo de la presencia del sargazo en Quintana Roo y, de acuerdo con su más reciente semáforo, hay 22 puntos con excesiva presencia de esta macro alga, el mismo número considerada como abundante.

Durante la temporada del año 2018, se habían retirado cerca de 60 toneladas se sargazo de las costas y los locales se preguntaron cómo invertir este fenómeno natural para utilizarlo a su favor. Seis años antes, esta pregunta llevó a Omar Vázquez Sánchez a fundar Blue-Green de Puerto Morelos, una empresa que demostró la utilidad del sargazo como biomaterial en el sector de la construcción erigiendo –en tan solo 15 días–, una casa con bloques hechos a base de adobe y sargazo. Esta mezcla fue sometida a pruebas de resistencia por parte de la UNAM y demostró ser capaz de resistir fuertes sismos y vientos de huracán.

El mes de septiembre del año en curso se cumplen cuatro años que se construyó “Casa Angelita”, la primera casa hecha a base de sargazo en el mundo. Actualmente, la empresa Blue-Green ya se encuentra trabajando en Belice y República Dominicana, y ha firmado un convenio con la Embajada de Francia para las Antillas francesas. El material se está popularizando debido a que los costos se reducen a entre un 30% y 40% de lo que normalmente cuesta construir una casa, esto se se logró gracias al diseño del sistema constructivo, el cual permite ahorrar un 70% de materiales como cemento y varilla. Además, el material ha demostrado grandes propiedades térmicas y acústicas lo cual despertó el interés del sector de la construcción.

Hoy en día, gracias a los estudios realizados por Omar Vázquez Sánchez y Blue-Green es posible palpar el primer bloque hecho a base de sargazo. La mezcla se realiza a partir de la deshidratación y trituración del mismo para conjugar el otro 60% con residuos de poda y piedra caliza, el bloque no requiere horneado y seca en 6h aproximadamente, su costo es de $12. Cuenta con dos huecos internos de 2 pulgadas cada uno los cuales facilitan la construcción, la instalación hidráulica y eléctrica, además ayudan a templar el ambiente ya que promueven la evaporación del calor.

Post Recientes

Revelan diseño de las estaciones de servicio de hidrógeno en la marina italiana

Revelan diseño de las estaciones de servicio de hidrógeno…

Zaha Hadid Architects ha lanzado imágenes de su diseño para la primera infraestructura de repostaje de hidrógeno para embarcaciones recreativas del…
Foster + Partners presenta VARID

Foster + Partners presenta VARID

El equipo de investigación y desarrollo aplicado de Foster + Partners ha creado VARID (Realidad Virtual y Aumentada para el diseño…
Spa Hacienda Xcanatún

Spa Hacienda Xcanatún

Como parte del desarrollo integral del Development Master Plan de la Hacienda Xcanatun by Angsana Heritage Collection, el encargo consistió en…